mayo 15, 2021

HORA 60

Lo importante, el contenido

OSCAR OJEA EN TIGRE: «LA VIRGEN MARIA RECIBE LA VIDA COMO VIENE, APOYANDOSE EN EL SEÑOR»

El Obispo de San Isidro, Oscar Ojea, presidió la misa de la Virgen en el Museo de Arte de Tigre. Junto al intendente Julio Zamora, el titular de la Conferencia Episcopal Argentina se refirió al rol de María para la Iglesia, la última Carta del Papa Francisco y el futuro de los argentinos.

En el comienzo de su homilia, el Obispo resaltó que «nos enseña el Papa Francisco, en su última Carta que la vida no es tiempo de paso, si no, es tiempo de encuentro; no estamos hechos para pasar, estamos hechos para un encuentro. Y preludio de ese encuentro son muchos que vamos teniendo en nuestra vida: encuentros hondos, profundos, que crean vínculos estrechos, que nos ayudan a salir de nosotros mismos y que al mismo tiempo nos ayudan a recibir».

«El Evangelio nos está diciendo que ella (Maria) recibe tres palabras claves del Ángel: alégrate; no tengas miedo, no hay nada imposible para Dios. Y ella abre su mente; su corazón, sus entrañas, y recibe de esta manera a Dios, nos trae a Dios. Y desde ese momento, ella comienza a ser el verdadero puente que nos facilita la comunicación con Él. Por eso la amamos tanto», indicó Ojea.

En la misma línea, expresó que «Maria recibe la vida como viene. Más allá de las enormes dificultades concretas que había en la situación en que se encontraba la Virgen: joven, desposada. Todos podrían haber mirado el embarazo como una enorme traición. Era digna de un castigo tremendo. Podía haber sido muerta fuera de la ciudad; apedreada como se castigaba las mujeres infieles en aquel tiempo, y, sin embargo, la Virgen se apoya totalmente en el Señor, recibiendo la vida como viene. Ella no da vueltas, ella mira hacia adelante. Después de lo que escuchamos, después de que queda embarazada, se va a preocupar más de su prima, de ir a visitarla y de atenderla, se preocupa más que de ella misma; como si hubiera depositado en Dios todas las preocupaciones, todo el “mar” que se le venía adentro a esta extraordinaria mujer. 

Por último, Ojea resaltó que «le pedimos (a la Virgen Maria) que el corazón grande de los argentinos pueda seguir recibiendo a sus hijos, pueda crecer para mejorar las condiciones de la mesa del banquete de la vida para que todos los que son llamados puedan llegar a él, sin excluir a nadie y sin privilegiar a ninguno».

#DiaDeLaVirgenEnTigre. La transmisión se pudo seguir por streaming.