APROVECHEMOS PARA HABLAR DE BARONES DEL CONURBANO

Hora 60

El supuesto furcio del gobernador Axel Kicillof puso en el centro de la escena la terminología de «Barones del Conurbano». Más allá de la cuestión interpretativa hay un dato elocuente: en la última elección los dos que representan esta figura en la Zona Norte fueron candidatos de Juntos por el Cambio.

Sin dudas que Jesus Cariglino y Gustavo Posse han sido dos que han dado fundamentos de sobra a la idea de barones del conurbano. Estos intendentes reúnen las características necesarias para serlo: perpetuidad en el poder, manejo de recursos económicos, vínculos con fuerzas de choque, incidencia en las departamentales judiciales, cobertura mediática y la imposición en elecciones cada dos años sujetas a una estructura municipal clientelar son algunos de los puntos que cumplen ambas figuras para ser asociadas a la figura de Barón del Conurbano. Básicamente la idea de barón del conurbano, en esta confusión generalizada, puede ser asociada plenamente al concepto de populismo. Y en esa línea se evacuan las dudas sobre ambos: no hubo ni hay intendente más populista que el ex mandamás de Malvinas Argentinas y el actual de San Isidro.

Por sobre estos argumentos, lo curioso de la cuestión es la sistematización del supuesto desconocimiento de Kicillof por el tema de los barones del conurbano. Y en esa línea hay un punto de inflexión. Carlos Ruckauf, Daniel Scioli y Maria Eugenia Vidal han sido nombres propios que gobernaron la provincia viviendo en Capital Federal. Es decir, lo que hoy se cuestiona de Kicillof es lo mismo que sucedió en las administraciones anteriores. Sumado a esto hay que interpretar que si de barones del conurbano se trata fue Juntos por el Cambio el que pregonó la continuidad política de estos perfiles.

La idea del «son necesarios todos para ganar» acepta que nombres propios vinculados a lo peor de la política hayan sido parte del gobierno provincial saliente. Cuestionar si Kicillof conoce o no la provincia, si es propio o no que sea gobernador alguien de la Ciudad o si barones va con V o B no modifica el rol repugnante que tienen algunos alcaldes en la política municipal. Aprovechemos este supuesto error para hablar seriamente del tema y empezar a cambiarlo. O alguien podrá explicarle a la sociedad como los últimos barones son parte del esquema político de la fuerza que se horroriza de ellos.

Los ultimos barones. Cariglino y Posse representan este concepto político mejor que nadie.
Next Post

DONDA JUNTO A MOREIRA EN SAN MARTIN

La titular del INADI y el Intendente de San Martín se reunieron en el Municipio, y comenzaron a tejer una agenda común. El encuentro se llevó adelante en el Palacio Municipal, donde el Intendente Fernando Moreira recibió a Victoria Donda, titular del INADI. Durante la reunión se repasó la situación […]

Suscribite