UN RESULTADO IRREVERSIBLE – *Por Joaquín Massa

Hora 60

Las PASO fueron más que unas PASO, y Alberto Fernandez ya es el Presidente electo. Las urnas dieron un mensaje claro y Argentina esta ante la posibilidad de terminar con las grietas y las injusticias.

Un domingo que sorprendió a propios y extraños sin lugar a duda, no por el triunfo del Peronismo, sino por la amplia diferencia y la cantidad de votos.

Mucho se especulo sobre un triunfo de Alberto Fernandez sobre Mauricio Macri en las Primarias Abiertas y Obligatorias (PASO), pero ni el más optimista de los Peronistas auguraban una diferencia de 16 puntos y quedar a centésimas de alcanzar el 50% de los votos; menos en el oficialista Juntos Por el Cambio que juraban y perjuraban de una diferencia menor al 4%.

La elección en numero. El Frente de Todos se alzo con un 49,2% de los votos, lo que representa 11.622.428 de votos; Juntos Por El Cambio consiguió 33,1%, que 7.825.208 de votos. En tanto Consenso Federal apenas alcanzo 8,5% (2.007.035), seguido por la Izquierda 3% (697.776 votos).

¿Por qué el resultado es irreversible? En primer lugar porque es la sensación que queda en la sociedad, la necesidad de un «cambio» se palpa entre los Argentinos. Segundo por la diferencia de votos a favor de Alberto, que casi llego al 50% de los votos, con lo cual nisiquiera en segunda vuelta podría ganar Mauricio Macri; esta diferencia de votos llega a 5 millones de votos. Tercero, porque la economía no va a repuntar, la situación social no va a cambiar (porque Macri no va a cambiar el rumbo) y el gran mensaje que nació de las elecciones es el rechazo a las políticas neoliberales de parte de Cambiemos / Juntos Por El Cambio.

 

¿Razones del triunfo de Alberto Fernandez?. Analicemos algunas.

La primera es el Peronismo. Una vez más quedo demostrado que cuando el Peronismo esta unido, es una fuerza (casi) imbatible.

En segundo lugar la soberbia y el negacionismo por parte de Cambiemos (ahora Juntos Por El Cambio) que subestimo la realidad, a la sociedad y a la oposición. La crisis económica era algo más que un viento pasajero y sus consecuencias fueron terribles par aun país que no la esta pasando bien.

Tercero, el Gobierno Nacional creyó que con la mano dura y la estigmatización de los Movimientos Sociales y los sindicatos alcanzaría para compensar los «traspiés» económicos.

Cuarto, el Macrismo aposto a profundizar la grieta y centro sus energías durante estos 3 años y medio de gestión en hablar mal del kirchnersimo, con un discurso opositor, sin hacerse cargo de que eran ellos lo que gobernaban.

Quinto, Sergio Massa. La incorporación de la figura de Sergio Massa fue un gran acierto de Alberto Fernandez que insistió desde un comienzo con la necesidad de sumarlo a lo que termino siendo Frente de Todos.

Repatriar a Massa le permitió al Peronismo ganar votos claves en Provincias claves como Córdoba, Jujuy y Buenos Aires. Ademas de dar muestras concretas del comienzo de una nueva etapa en el Peronismo, muy lejos del estilo «K» de concentración de poder y la apertura a una construcción más horizontal con un pesos importante de los Gobernadores y los Intendentes.

Sexto, la unidad del Peronismo hacia dentro fue muy importante, y mucho tuvo que ver la lectura de la ex Presidenta de dar un costado. Y si a la unidad del Peronismo, le sumamos la unidad con los Movimientos Sociales, los gremios, el Progresismo hace que de Todos una fuerza casi invensible.

Séptimo, Alberto Fernandez. Nada de esto hubiera pasado sino fuera por el. Alberto. Un tipo templado que cambio la lógica de laburo y de construcción hacia dentro de la oposición. Llego con un discurso de dialogo y tolerancia; de paz, pero con firmeza en las ideas. Supo leer el estado de animo de los Argentinos y comprender el momento. Aposto a terminar con la grieta y tender puentes con todos.

Octavo Axel Kicilof. Sin lugar a duda determinante en la elección de la Provincia de Buenos Aires, que lo consagro como el próximo Gobernadora de la Provincia, no solo por el resultado, sino por el trabajo de hormiga que viene haciendo abordo de su Renault Clio hace más de 3 años.

Noveno, los Intendentes de la Provincia de Buenos Aires. Todos sabían que no había triunfo nacional sino había triunfo en tierras de Vidal, y para ello fue importante la campaña llevada adelante por los Intendentes, entre los que se destacan Gabriel Katopodis, Leonardo Nardini y Andreotti, por nombrar solo algunos.

Esta claro que la elección fue determinante, y estamos ante las vísperas de un nuevo Gobierno que deberá hacerse cargo de muchos problemas que heredara (y tendrá que resolver de forma urgente) de Juntos Por el Cambio: desocupación, hambre, pobreza, inflación, tarifas impagables, endeudamiento, entre otros.

El Macrismo tendrá que aceptar la derrota y entender que el tiempo que viene es de transición, donde puede ayudar a no profundizar los problemas y las desigualdades generadas por sus 4 años de mandato.

Esperemos que estos casi dos meses que nos quedan hasta las elecciones de Octubre sean en pazo y armonía, y eso es responsabilidad del gobierno nacional.

*Director Periodístico de Hora 60.

Next Post

AXEL KICILLOF: "UNA OLA DE ESPERANZA DERROTÓ A LA MENTIRA"

Al igual que en la Nación, en la provincia la Gobernadora Vidal sufrió un duro traspie. Axel Kicillof obtuvo más del 50% de los votos y una ventaja de más de 18 puntos.  Con más de cuatro millones de votos sobre la espalda, el candidato a gobernador del Frente Todos […]

Suscribite