octubre 25, 2021

HORA 60

Lo importante, el contenido

LA PEOR SEMANA PARA LOS POLITICOS OFICIALISTAS DE SAN ISIDRO

Los cambios en los gabinetes de Nación y Provincia arrojaron dos golpazos para la política sanisidrense: primero fue Santiago Cafiero quien fuera desplazado de la Jefatura de Gabinete de Alberto Fernandez, y 48 hs después Teresa García se quedó sin el Ministerio de Gobierno en la administración de Axel Kicillof.

Si uno analiza el calendario del domingo 12 al domingo 19 de septiembre encontrará que San Isidro tuvo siete días de intensos movimientos. Primero fue el municipio en el que peor elección hizo el Frente de Todos en la Región. Un dato no menor si se piensa que había funcionarios nacionales y provinciales defendiendo el comicio en el distrito para obtener un rédito político personal.

Segundo fue el propio Santiago Cafiero quien 48 horas después de ese tropiezo electoral ya era el apuntado para quedar desplazado de la Jefatura de Gabinete que ostentaba. Ese hecho finalmente se confirmó el viernes 17 de septiembre por la noche cuando se informó que el vecino de San Isidro pasó de dicho lugar a refugiarse en la Cancillería.

Pero si algo faltaba para la peor semana para los sanisidrenses fue la noticia del domingo 19 por la noche. A una semana justa del fracaso electoral esta vez la noticia fue por el gobierno de Kicillof. Tras reunirse con Cristina Kirchner -como informan los medios-, el gobernador procedió a un cambio de gabinete que desplazó a otra sanisidrense: Teresa García fue agradecida por la dedicación puesta en el Ministerio de Gobierno pero se quedó fuera del gobierno provincial para la etapa que se viene. Incluso fuentes cercanas a la gobernación plantean que «Teresa no superó el traspié de habernos dado ganadores en la Provincia por casi cinco puntos».

Sin dudas que el peronismo de San Isidro atraviesa momentos convulsionados. Con dos figuras importantes como Cafiero y García desplazados de los cargos que ostentaban el mensaje que se dio fue claro: ambos fueron parte del fracaso electoral del Frente de Todos y decidieron ser corridos por sus jefes políticos.

Se cierra así la semana más complicada para el oficialismo y para los políticos de San Isidro: de aquella foto de unidad en Boulogne que invitaba falsamente a ganar el municipio a esta realidad que los tiene a dos de tres totalmente aislados de lo que se viene. Todo mérito de Sebastian Galmarini que es el único que todavía no sufrió ninguna consecuencia por lo sucedido.